alcommuni

COMUNICACIÓN SALUDABLE. Sida Pediátrico. Por L.C. NALLELY REA CASTAÑEDA.

In Uncategorized on 12 octubre, 2012 at 17:44

SIDA PEDIÁTRICO.

En la actualidad toda la sociedad estamos expuestos a adquirir día a día una diversidad de enfermedades que pueden ser graves, curables o mortales; en todos los casos es porque estamos exponiéndonos a factores riesgo que ponen en peligro nuestra salud, sin embargo, las personas que ya tienen uso de razón deben de saber qué factores afectan a la salud para poder evitarlos.

En la columna de esta semana se abordará el tema del SIDA PEDIÁTRICO, una enfermedad que ataca a seres inocentes que no tienen culpa de nacer con un padecimiento que hasta la fecha no tiene cura. Estas situaciones se deben a la falta de información o responsabilidad por parte de las mujeres que viven una vida sexual activa con falta de fidelidad o estabilidad de pareja o también por no acercarse a realizarse los diagnósticos oportunos en donde se informa de su estado de salud.

El SIDA pediátrico se define como una inmunodeficiencia celular inexplicada en niños menores de 13 años.

Las infecciones pediátricas son casos de importancia, puesto que no solo la madre está implicada en cierta enfermedad, sino el neonato puede contraer el virus, por ello es relevante no dejar desapercibida la prueba de diagnóstico del VIH antes de un embarazo previniendo infecciones y abortos.

La transmisión perinatal de VIH puede ocurrir de una mujer infectada a su hijo durante la gestación, el parto o el periodo posparto a través de la leche materna. En la actualidad se ha progresado en el conocimiento de los factores de riesgo que influyen en la transmisión durante el periodo perinatal, sin embargo aun no se conocen los mecanismos claramente de transmisión durante cada uno de los tres periodos perinatales.

Para prevenir esta propagación del virus es de suma importancia contar con los conocimientos necesarios de las causas y consecuencias que se pueden tener si actuamos de forma indiferente, es decir, con responsabilidad. Los países industrializados dan diversos tipos de servicios de salud disponen de las pruebas para detectar la presencia del VIH en mujeres, sin embargo las actitudes de cada mujer varían desde la perspectiva geográfica, socioeconómica y étnica.

Las pruebas voluntarias y dirigidas del VIH en el embarazo tendrán amplia aceptación si las mujeres están conscientes tanto de los riesgos de transmisión del virus como de los peligros reproductivos relacionados con la infección.

El SIDA pediátrico cada vez es más frecuente, sin embargo se lucha día a día para prevenir la infección del neonato; en algunos estudios se ha encontrado un efecto protector contra la transmisión del VIH al realizar cesáreas, puesto que se disminuye la probabilidad de la transmisión de madre a hijo, porque evita la infección directa con sangre contaminada y secreciones vaginales de la madre durante el paso por el conducto vaginal, posterior al parto, se realizan pruebas de sangre del recién nacido para asegurar el estado de salud y en el periodo prenatal se aísla la lactancia, puesto que existe un porcentaje de riesgo de transmitir el virus por la leche materna.

Destacando lo contrario a lo anterior, es decir, en caso que la madre no tenga conocimiento de ser portadora del virus y le transmite la infección al neonato, su enfermedad podrá ser detectada hasta hacerle unos análisis cuando comience a presentar manifestaciones; que pueden comenzar de 24 y 36 meses de vida, cuando son sintomáticos o de 4 a 10 años si son asintomáticos.

En este caso particularmente, se manifiesta la importancia de no ser ignorantes hacia el tema, no sólo por la madre infectada, sino por el neonato que está expuesto a contraer el virus desde el día del parto.

Afortunada o desafortunadamente las mujeres somos las elegidas para poder concebir a un nuevo ser, deseándolo o no, y por lo tanto debemos de tener la responsabilidad de mantenernos alerta ante los factores que ponen en riesgo nuestra salud o en su caso al neonato e incluso la vida de ambos.

Iniciar con una vida sexual activa es totalmente normal para el ser humano, es parte de su evolución y reproducción, pero como toda acción tiene sus consecuencias, es mejor actuar con responsabilidad y alejarnos de vivir una experiencia como lo es el VIH/SIDA.

Invito principalmente a las mujeres que viven una vida sexual activa, que se mantengan en constante revisión médica, porque ser portador de VIH es difícil, pero traer al mundo un ser con la misma enfermedad es aún más difícil.

No olvides que atiendo tus comentarios en el correo: nallecomunicacions@hotmail.com, estoy abierta a tus sugerencias e inquietudes. Recuerda: ¡Infórmate y sé responsable!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: