alcommuni

COMUNICACIÓN SALUDABLE. HOY POR ELLOS, MAÑANA POR NOSOTROS. Por L.C. NALLELY REA CASTAÑEDA.

In Uncategorized on 5 diciembre, 2013 at 15:00

LOGO COMUNICACION SALUDABLE. NALLELYHOY POR ELLOS, MAÑANA POR NOSOTROS.

Este fin de semana para muchos mexicanos fue muy significativo, para algunos otros fue un circo lleno de farsas y para algunos otros simplemente fue un fin de semana más. Lo cierto es que para muchas personas discapacitadas o enfermas de cáncer fue una esperanza de fe para lograr la fuerza necesaria y seguir luchando por sus vidas.

La publicidad en los diferentes medios de comunicación desde hace unos días pasados es bombardeante, pues llegaba la hora de iniciar el “Teletón”, donde ha sido claro que han ayudado a muchos niños con discapacidades y ahora con cáncer.

Justamente en el momento que me dirigía a donar un poco para esta causa nacional, me encuentro con varias personas diciendo que no vale la pena porque es una farsa y es para hacer mas millonarios a ciertos empresarios como Azcárraga, que haría una mejor causa dándole mi donativo a un discapacitado personalmente. Y yo pensé.

Mi donativo tal vez no marque mucha diferencia, pero lo hago de corazón; no se trata de hacer más millonario a Azcárraga o a quien sea, se trata de algo mucho más importante: ayudar a miles de niños en todo México con problemas muy serios y la mayoría no cuenta con recursos económicos para tratarse particularmente; se trata de unir fuerzas y pensar en positivo para poner tu granito de arena y apoyar sin ningún remordimiento.

A Dios gracias, muchos de nosotros no tenemos en casa un caso similar a los que viven esas personas con capacidades diferentes, pero no estamos exentos de que en un futuro la rueda de la fortuna nos lleve a padecer una enfermedad o que alguno de nuestros hijos o familiares lo padezcan.

Hoy no se trata de nosotros, pero sí de ellos y aquí aplicamos la frase “hoy por ellos, mañana por nosotros”, porque realmente nuestra mente imagina la situación que viven las familias que tienen en casa un caso como es la discapacidad o el cáncer, pero la verdad es que nuestra imaginación es muy pequeña para saber cuánto es el sufrimiento y padecimiento que pasan.

Recuerdo que desde el primer “Teletón” he donado y no me arrepiento de haberlo hecho, porque si no lo hacemos no habría esos centros de rehabilitación que hoy en día existen y estoy totalmente segura que si nosotros pasáramos por una situación de estas acudiríamos a la ayuda a algún CRIT.

¿Qué si es Azcárraga, Televisa, farsas, transas y demás? No me importa, existen los Centros de Rehabilitación y eso es gracias a la unión de todos los mexicanos, es una historia que no es fácil de escribir y México lo ha logrado.

El hombre vive en sociedad por alguna razón, nuestra existencia depende también de los demás y esta es una situación clave para demostrar que unidos hacemos fuerza, porque toda la ayuda que se les ha dado a miles de niños ha sido gracias a los donativos de millones de mexicanos y no solamente de los grandes empresarios.

A lo largo de mi vida he caído muchas veces y de esas veces en varias ocasiones me ha costado mucho trabajo levantarme y en realidad me da vergüenza decirlo porque estoy completa, sana, sin ninguna discapacidad y en ocasiones me muestro tan débil ante mis adversidades que pensando en las verdaderas situaciones que viven estas personas, las mías son una simple tontería.

Las historias que muestran en el “Teletón” no son para que llores o el corazón se te doble y vayas corriendo a donar, son para que reflexiones y des gracias a Dios por la gran dicha de estar completamente sano y tener una vida plena, porque muchas veces estos niños son más fuertes y no desisten ante ninguna situación a comparación de personas como nosotros que a la primera adversidad y ya no podemos más.

Tal vez no todo lo que pasa detrás del “Teletón” sea tan lindo como lo es la enorme causa, pero sin duda alguna, si no piensas positivo y tratas de ayudar a tu país en todos los sentidos por el bien de él y de tu prójimo, tampoco pienses que algún día podrías necesitar ayuda y ese día puede estar más próximo de lo que t esperas. Ayudar un poco no te cuesta nada.

Deja a los millonarios que se hagan más millonarios, tú solo dedícate a hacer lo que tu corazón mande y tus ideales te dicten; como dicen por ahí: que no se entere tu mano derecha lo que hace la izquierda, si el vecino no quiere ayudar a los demás y tú sí, hazlo aunque te juzguen, es tu vida y cada quien hace con ella lo que quiera.

Pero recuerda, todos necesitamos de los demás, de alguna u otra manera, pero tarde o temprano necesitamos ayuda.

Yo sí done al Teletón y lo hice con mucha satisfacción porque lo hice de corazón y con la mentalidad que el pequeño granito de arena va a ser utilizado para construir otro Centro de Rehabilitación donde muchos niños podrán sonreírle a la vida. Y yo por mi parte, tratare de sonreír a cada momento porque soy una persona muy bendecida y con muchas dichas que además no quiero volver a reprochar ninguna cosa en mi vida porque simplemente estoy en la gloria a comparación de otras personas; no tengo mucho dinero para ayudar económicamente, pero si tengo muchas oraciones para pedirle a Dios que ayude a todas esas personas que lo necesitan.

No olvides que mi correo electrónico es: nallecomunicacions@hotmail.com, escríbeme. ¡Ayuda, que te ayudarán!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: