alcommuni

COMUNICACIÓN SALUDABLE. Por NALLELY REA CASTAÑEDA. DE LA CONFERENCIA: “COMO SER UN PADRE BIEN PADRE Y UNA MADRE A TODO DAR”

In Uncategorized on 26 enero, 2015 at 16:40

LOGO COMUNICACION SALUDABLE. NALLELY

DE LA CONFERENCIA: “COMO SER UN PADRE BIEN PADRE Y UNA MADRE A TODO DAR”

El pasado viernes 16 de este mes, asistí a una conferencia denominada “Como ser un padre bien padre y una madre a todo dar”, la cual fue dirigida por la Fundación de Desarrollo Integral en la estancia infantil “Los pasitos de la sabiduría” en Tonatico, Estado de México.

En mi punto de vista me hizo reflexionar sobre aspectos bien importantes para los padres de familia y que considero significativo poder compartir con ustedes para pulir nuestro ambiente familiar.

Quizá no existimos padres perfectos, pero si morimos en el intento por poder lograr ser los mejores padres del mundo para nuestros hijos, que no solo damos nuestra propia vida por ellos, sino que somos capaces de cualquier cosa por protegerlos y mantener su bienestar.

Es muy cierto que no existe ningún manual para seguir al pie de la letra y así poder ser esa mamá o ese papá ejemplar y sin errores que muchos quisieran poseer, pero si existe la posibilidad de que tú mismo puedas crear tu propio manual dedicado especialmente para tus hijos y así orgullosamente poder guiarlos por un buen camino.

Papás, mamás, educar a nuestros hijos, quizá sea la tarea más difícil con la cual se puedan topar en toda su vida, sin embargo, puede ser la más satisfactoria porque de ti depende la formación de unas futuras generaciones, puesto que es bien dicho que la educación y el ejemplo se trasmiten de generación en generación.

Existen ocasiones que queremos ser unos padres autoritarios, que se haga siempre lo que el papá o la mamá dice y no hay posibilidad de discusión alguna, sin embargo, no es la forma más correcta de educar a los hijos, ya que el querer imponer siempre nuestra voluntad nos puede llevar a tener problemas en la familia, en el trabajo o con la sociedad en general.

Por otro lado ser un papá muy flexible tampoco es muy buena idea, ya que los hijos son tan inteligentes que muy rápidamente lograrían identificar con quien le conviene pedir permiso, pedir algún juguete o cualquier cosa que deseen.

Para lograr ser un padre justo, ejemplar y eficaz, se debe de neutralizar toda decisión, en primera instancia con mamá y posteriormente con los hijos, los hijos también deben de formar parte de las decisiones en casa porque ya forman parte de la familia, aunque no entren al cien por ciento en todas las decisiones y esto implique cierta edad para poder compartir puntos de vista y opiniones, sin dejar desapercibido el respeto y neutralidad a toda la familia.

Los padres que dejan simplemente a la deriva a sus hijos y dejan que ellos solos tomen decisiones desde muy pequeños, es casi seguro que la relación familiar va a verse fracturada y con serios problemas.

Hoy en día, es muy común que papá y mamá trabajan gran parte del día, para lo cual surge una gran pregunta ¿Qué tiempo de calidad le dedicas a tu (s) hijo (s)?, es totalmente necesario que exista una convivencia familiar solamente dedicada a los hijos, para platicar, jugar, hacer la tarea, abrazarse, besarse y decirse que se aman mucho.

Los lazos afectivos surgen desde el momento que concibes a ese pequeñito ser, por lo tanto es de gran relevancia demostrarle tu amor de todas formas: abrazarlos, besarlos, decirles todo el amor que les tienes y todo lo que significan para ti. Esta tarea es de diario, no debes irte a dormir sin antes hacerlo por lo menos una vez al día, si tú lo haces diario ellos lo harán en su vida como un hábito y estarás enseñando que hasta en los peores momentos un abrazo es lo mejor que puedes recibir.

No existen pretextos para tus hijos, para tu familia, sólo es cuestión de organizar tu tiempo y siempre habrá un espacio para lo más importante en tu vida que es tu familia.

El punto clave de esta plática se llega en el momento en que te preguntan ¿Qué harías si Dios en este preciso momento te llama y te dice: ha llegado tu hora?

Cuando eres madre o padre, normalmente lo primero que pones siempre en tus cosas son tus hijos, y tal vez en ese preciso momento en que Dios te ha llamado te pones a pensar en ellos, en que no te puedes ir porque tienes que atenderlos, tienes que ir por ellos a la escuela, ayudarlos con la tarea, jugar con ellos, salir al parque, llevarlos a las fiestas de sus amigos, ver la televisión juntos, reír a carcajadas hasta que duela el estómago, hacerles de comer o su postre favorito, salir de vacaciones juntos, leerle un cuento por la noche, lavarle y plancharle su ropa, cuidarlo cuando se enferme y mil actividades y cosas más con tu hijo.

Por lo tanto, la madre dice: No Señor, no me puedes llevar aún, todavía tengo muchas cosas que hacer con mi hijo, no se puede quedar sólo, ¿quién lo va a atender?, tengo que decirle que lo amo, justamente hoy le prometí llevarlo a jugar futbol, no Señor, por favor, dame un tiempo más.

Pero el Señor sin titubear contestó: para que quieres más tiempo, si nunca lo tienes para hacer eso que tanto dices que tienes que hacer, llevas varias promesas que no le cumples, cuando llegas de trabajar tu hijo ya está dormido y cuando llegas temprano no tienes tiempo porque tu prioridad son otras actividades; para qué pides más tiempo cuando has desperdiciado muchísimo en otras cosas menos en lo más valioso, tu hijo juega solo, hace sus tareas solo, cuando llegan a comer juntos siempre es a las prisas y sin cruzar palabra alguna; para qué quieres más tiempo con tu hijo si le has demostrado que tiempo para él no tienes y él solito ha aprendido a llevar su vida, pues él ya no te necesita como tú lo piensas.

Entonces en ese mismo momento la madre desconsolada se quedó sin palabras, pues el Señor tenía la razón, y aun así le pidió un poco de más tiempo, un día más, sólo un día más le decía.

El Señor, le concedió un poco de más tiempo, pero no fue más que cinco minutos, sólo cinco minutos le dijo.

La mamá le contesto, pero Señor, cinco minutos no me alcanzan ni para ir corriendo con él abrazarlo y darle un beso.

El Señor le replicó tantos besos y abrazos que te has perdido a lo largo de mucho tiempo que tenías sin límite, hoy, solo te quedan cinco minutos y en estos cinco minutos deberás escribirle una carta a tu hijo diciéndole lo que te salga del corazón y si así lo quieres también despedirte.

En este momento de la conferencia todos los padres reciben una hoja con una pluma y con lágrimas en los ojos cada quien escriben sus palabras dedicadas a sus hijos.

Pasando los cinco minutos, Dios le dice a la mamá: muy bien, ahora le dejaras la carta a tu hijo donde la pueda visualizar y en un tiempo más él la podrá leer.

En este justo momento te das cuenta lo poco o lo mucho que haces por tus hijos, las fallas, los errores, el tiempo verdaderamente dedicado, que tanto atiendes y enseñas a tus hijos, que tiempo compartes, las pláticas, los juegos, los regaños, las alegrías, los llantos, todo, absolutamente todo pasa por tu cabeza y ciertamente caes en razón que cinco minutos no te alcanzan ni para escribir todo lo que tienes dentro de tu corazón, y que el tiempo no espera y muchas veces lo desperdiciamos o no disfrutamos cada etapa de nuestros hijos.

Terminan los cinco minutos y escribes lo que te dio tiempo, doblas tu cartita y estas comprometida a guardarla hasta que tu hijo pueda leerla y dársela personalmente.

Tu corazón esta sensible, ahora valoras que tu hijo sea un torbellino y que te haga mucho reguero en casa pero está sano, puede correr por todos lados, agradeces porque tiene que comer y que vestir, ahora piensas que harás un espacio a diario dedicado al cien por ciento para él, platicaras con él y realizaran muchas actividades juntos.

Conferencias de este tipo hacen que nosotros como padres veamos si estamos actuando bien o si nos hace falta algo, es para recalcar los buenos padres que somos o para asimilar puntos en los que estamos escasos, para aprender nuevos métodos de aprendizaje para nuestros hijos, juegos divertidos y de estimulación, temas de interés, cómo actuar ante preguntas de nuestros hijos y ante situaciones o problemáticas de la vida y mil y un temas que aprovechar y retroalimentar para llevarlos a la practica en casita, donde nuestros hijos y la familia en general serán beneficiados con un ambiente más sano y de paz.

Lo mejor de todo es que cada vez que llegues a casa recibirás un abrazo, un te quiero, un te amo, un beso o cualquier forma de cariño y aprecio de tus hijos y eso es lo que te da energía para pasar cada hora del día con un actitud positiva.

Esto es una parte mínima de lo mucho que se rescata de conferencias de este tipo, no es tiempo perdido, mamás, papás, dense un tiempo para asistir a este tipo de eventos es para bien de toda la familia.

Espero les haya gustado y servido de algo estas palabras, no lo echen en saco roto, seamos mejores padres y mejores personas.

Recuerda que sigo atendiendo tus inquietudes en el correo electrónico: nallecomunicacions@hotmail.com, ¡Hasta la próxima!

  1. Es muy importante como lo mencionas, que hay que disfrutar ahora que los tenemos y podemos, yo trabajó y el poco tiempo que le dedico a mi hijo lo hago con amor, jugamos, leemos, reímos, comemos y demás actividades; para mi eso es lo mas importante y esencial en mi vida en familia, por qué los hijos se cuidan ahora, no después, pretextos mucho, por eso en vez de hacer ejercicio o actividades propias, elijo algo que me enamora y es “ejercitar las emociones que enriquecen el alma de mi niño, mi esposo y yo”. También es necesario aprovechar este tipo de actividades como las conferencia, leer para aprender más y sobre todo enriquecernos. Mi respeto y admiración para ti. Gracias por compartir aprendizajes invaluables. Saludos cordiales

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: